Noticias Tibet: Tibetanos cancelan la celebración del año nuevo Tibetano

“Hagamos Ofrendas con Lámparas y Encendamos Velas para Conmemorar a las Almas de los Fallecidos” 

Por la escritora Tibetana en Tibet, Woeser.

 

Al principio del Año Nuevo, los diferentes festivales con sus mejores deseos han llegado uno tras otro. Estos festivales incluyen aquellos del Este, del Oeste, de Tíbet y China, Etc. Si en realidad existe una edad pacífica y fructífera, una verdadera reunión de la familia entera, y si se requiere un periodo en el que los viejos puedan envejecer, las personas en la flor de su vida puedan poner sus talentos en uso y que los jóvenes puedan crecer y madurar pacíficamente, será entonces que tendremos nuestras propias e únicas costumbres de celebrar estos festivales que han durado centurias.

Sin embargo, la celebración de este año habrá de ser diferente. Las diferencias de este año se deben al hecho de que muchas personas han sido sumidas en abismo de miseria. En la región de Tíbet, en las villas, las pasturas y los pueblos de Amdo, Tíbet Central y Kham, muchos abuelos de cabellos grises y padres han tenido que soportar el sufrimiento de atender a los funerales de los jóvenes de cabello negro. Lo que es incluso más tráfico es que algunas de estas personas de cabello gris no han podido atender a los servicios funerarios desde que los de cabello negro han desaparecido y sus cuerpos no pueden ser encontrados. Los miembros de la familia no saben el día en que murieron, por lo tanto, no es ni posible realizar un ceremonia religiosa para liberar el alma de los muertos del sufrimiento del purgatorio. Los monasterios han sido cerrado y los monjes expulsados. Hay incontables buitres circulando en el cielo desolado sobre las tierras de entierro.

Entonces, encendamos lámparas de mantequilla como ofrendas a la memoria de los fallecidos, cuyo número exacto aún no conocemos, en las esquinas en donde la cámara de vigilancia no puede alcanzar. Además, aquellos que viven en tierra extrañas y no cuentan con lámparas de mantequilla como ofrenda, enciendan velas por aquellos fallecidos, cuyo número aún no conocemos. Como el 16 de Marzo del año pasado, varios cientos de estudiantes Tibetanos de la Universidad del Noroeste de las Nacionalidades en Lanzhou desplegaron letreros con el slogan “compartamos el dolor y la aflicción con los Tibetanos” en el suelo, y escenificaron una protesta pacífica con luces de velas a lo largo de la noche. El 17 de Marzo, más de cien estudiantes tibetanos de la Universidad Central de Las Nacionalidades en Beijing también encendieron velar y realizaron la misma protesta pacífica, de este modo, el fuego de las protestas se extendió a la capital del “imperio.”

En nuestra cultura y tradición, le damos gran importancia a la conmemoración de los muertos. Muchos ritos son en los que se ofrecen sacrificios, y todos los sacrificios deben hacerse como ofrendas a las deidades por las almas de los parientes y acreedores resentidos. Los 49 días, desde la primera semana hasta la séptima, son las 49 fases que la alma del muerto debe pasar por la periodo intermedio entre la muerte y el renacimiento, así que las familias no sólo tienen que invitar a los monjes a que realicen los ritos Budistas para liberar el alma del muerto del sufrimiento del purgatorio, sino también dar limosnas a gran escala a los pobres. El año siguiente es importante de manera similar, de hecho el año entero próximo debería ser el año para hacer los sacrificios. En cierto momento, debemos pagar tributos a los monjes que están calificados para ser considerados como Lamas. Es porque sólo la práctica de los monjes puede ayudar a las almas de los fallecidos a que lleguen a la verdad, la luz y el buen renacimiento. Esto no es superstición, por el contrario, es la adorada memoria del muerto, la que constituye el sentimiento más profundo y más adorado por la humanidad. Incluso Lenin dijo que “olvidar el pasado significa traición.” Para aquellos que creen en la religión, olvidarse de los muertos significa traición y simboliza que caminamos sin sentimientos de ninguna forma. Si uno no conmemora el día de los parientes muertos, entonces se es peor que una bestia. Si los miembros de un grupo étnico no conmemoran a sus compatriotas muertos, entonces ellos también son peores que las bestias.

Apreciar la memoria de los muertos no es una virtud única de cualquier grupo étnico. De manera similar, los chinos han también aprecian la memoria de sus compatriotas que han muerto. Leí un artículo escrito por un chino que sufrió en el “Incidente del 4 de Junio” en 1989. Después de haberse mantenido en silencio por casi 20 años, hizo una serie de cortometrajes titulados: “1989: El llamado a la Memoria.” Él escribió, “…las ametralladoras aplastaron nuestros sueños, cómo es posible que lo aplastado son sólo los sueños de los individuos? Nuestro grupo étnico completo tiene un dolor común, pero debido al miedo, no nos atrevemos a pensar en el dolor, o atrevernos a tocar el dolor. De esta forma, este dolor ha sido enterrado en el corazón de cada uno de nosotros año tras año… Mientras todo el mundo desea satisfacción, nosotros nos sentimos cada vez más perdidos. Contamos quizá con salud material, pero hemos perdido nuestras almas.”

Respetar la vida es respetarse a sí mismo, y apreciar la memoria de los fallecidos es rescatar y redimirse a sí mismo. La brutalidad y el valor de un materialista se basan en el hecho de que cree en las armas y el dinero. Sin embargo, también reconocen el derecho de nacimiento, muerte, enfermedad y muerte, tal como reconocen la ley de la elevación y la caída. Incluso Mao Zedong, quien declaraba que él mismo era una persona sobresaliente comparada con otros en la historia, no fue capaz de escapar a la muerte. Lo que es absurdo es que después de la muerte de Mao, un monumento memorial fue construido para su cuerpo. ¿Es esto diferente a los incontables guerreros terracota enterrados en el piso por el Primer Emperador de Qin? En efecto, si los materialistas también tienen el derecho de recordar sus muertos, los tibetnos que contamos con la creencia religiosa, deberíamos contar también con el derecho de recordar a nuestros muertos.

Es por ello, que 2009 es nuestro año para recordar a los fallecidos. Y contamos con nuestra propia forma de hacerlo: realicen ofrendas con lámparas o enciendan velas para conmemorar las almas de los fallecidos, y reciten el mantra de Avalokiteshvara: Om mani padme hum!

(Edición en español por GONS)

— 
Exa Méndez
Coordinadora Regional para América Latina
Red Internacional de Apoyo al Tibet (ITSN)
Latin America Coordinator
International Tibet Support Network (ITSN)
Ciudad de México
T: 55 14 77 63  
W: www.tibetnetwork.org

Para leer información sobre Tibet y sus campañas en español: www.tibetmexico.org 

The International Tibet Support Network (ITSN) is a global coalition of Tibet-related non-governmental organisations. Its purpose is to maximise the effectiveness of the worldwide Tibet movement, which is dedicated to ending human rights violations in Tibet and to working actively to restore the Tibetan people’s right under international law to determine their future political, economic, social, religious and Cultural status.

ITSN pursues its goals by working to increase the capacity of individual Member Organisations, through the coordination of strategic campaigns and by increased cooperation among organizations, thereby strengthening the Tibet movement as a whole. See www.tibetnetwork.org for more information.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: